lunes, 20 de agosto de 2007

Trabajar en el campo también puede ser arte

En japón tienen cosas curiosas. Son personas que curran más que nadie en el mundo, que su forma de ponerse en huelga no es dejando de ir al curro, sino produciendo mucho más para sobreproducir...

Pero bueno, en éste caso seguramente lo hagan por amor al arte, y nunca mejor dicho. Se necesitan varios tipos de arroz (verde, negro y amarillo), y muchos campos para cultivar. Mirad lo que les sale, viéndolo desde arriba.




Se lo han currao... vaya ganas.

Actualización: Más información en Anfrix

Visto en Barcelona´s Chiringuito

6 comentarios:

Public Enemy dijo...

Cómo lo harán?

Crul dijo...

En Anfrix lo explican un poco más:

Es una tradición de un pueblo japonés (Inakadate). Los colores provienen de los diferentes colores según el tipo de arroz plantado (kodaimai, tsugaru, ...)

BaD-GirL dijo...

Jajaja k weno! Se parece a la promo k hicieron de la peli de los simpsons!

Mendrugo dijo...

Galete, coño, TRABAJAR EN EL CAMPO es un arte ya milenario, que consiste en currar mucho para que otros compremos caro lo que los artistas de lo rural venden barato; si no, ya hubiera desaparecido de los museos del consumo. (No me tomes a mal la crítica de tu título).

chuano dijo...

Joder, por si no es suficiente estar currando a pleno sol deslomandose, vas y te pones a hacer dibujitos con lo que plantas.... Estan zumbados!

Que paciencia por dios...

Galete dijo...

Mendrugo, estoy de acuerdo. Tengo familia que aun sigue trabajando en el campo, y estoy de acuerdo que es todo un arte.

Pero el título viene relacionado con una antigua discusión (pero sin resquemor, eh? jeje)

Saludos Pichos!